domingo, 21 de noviembre de 2010

SISTEMA NERVIOSO

SISTEMA NERVIOSO 


El sistema nervioso está constituido por una compleja red de células nerviosas, a las que denominamos neuronas, que se encuentran extendidas por todo el cuerpo. La función que desempeña el sistema nervioso en el organismo es la de relacionarlo con el medio. En el hombre esta función se realiza mediante dos estructu­ras: una de naturaleza contráctil o glandular, encarga­da de emitir una respuesta o reacción, y una segunda estructura que tiene a su cargo la recepción de la información a partir de los estímulos que llegan. La neurología, apartado de la anatomía que trata del sistema nervioso, lo divide en dos partes: sistema ner­vioso central, alojado dentro de una estructura ósea, y sistema nervioso periférico, situado fuera de la misma. Sin embargo, teniendo en cuenta sus funciones es mejor dividirlo en tres partes: sistema nervioso central, sistema nervioso periférico y sistema nervioso vegetativo o autónomo. El sistema nervioso central se compone del encéfalo y de la médula espinal y es una auténtica computadora del cuerpo, ya que se encarga de procesar la informa­ción y de emitir mensajes. El sistema nervioso periférico está constituido por el conjunto de nervios que transmiten los estímulos cap­tados por los receptores al cerebro así como el men­saje que éste envía como respuesta. Está formado por doce pares de nervios llamados craneales y treinta y un pares de nervios denominados espinales. El Sistema Nervioso Autónomo regula las funciones vitales fundamentales que son en gran parte independientes de la conciencia y relativamente autónomas





 
CIRCULACIÓN VENENOSA DEL CEREBROLa sangre venosa drena en la vena facial, esta a su vez recibe a las venas oftálmicas de la órbita. La san­gre venosa del globo ocular y de las estructuras adya­centes drena hacia las venas oftálmicas superior e inferior.
La primera drena en el seno cavernoso, en tanto que la segunda sale de la cavidad por la hendidura esfenomaxilar. La vena yugular interna se forma den­tro del agujero rasgado por la unión de los senos venosos lateral y petroso inferior.

CIRCULACIÓN DE LA BASE DEL CEREBROLa irrigación de la cabeza proviene de las arterias carótidas primitivas y de las arterias vertebrales. La primera se divide en carótida interna, que irriga el contenido de la órbita y el cráneo. Las arterias vertebrales suben por los agujeros localizados en las apófisis transversales de las vértebras cervi­cales y acceden al cráneo por el agu­jero magno, participando así en la irri­gación de las estructuras intracraneales.


NERVIOS RAQUÍDEOSSe llama nervio raquídeo a cada uno de los pares de nervios que en número de 31 nacen a uno y otro lado de la médula espinal. Se trata de nervios mixtos, es decir, que poseen una raíz motora y una raíz sensitiva, las cuales se unen allle­gar al canal raquídeo, formando cada uno de los nervios que salen por los agujeros de conjunción de las vérte­bras.
CERÉBROEl cerebro es la parte más voluminosa e importante del encéfalo. Ocupa la mayor parte de la cavidad craneana. En la especie humana su peso es aproximadamente de 1.160 gramos, siendo algo menos pesado en el sexo femenino.
Externamente el cerebro tiene una apariencia característica. En él se distinguen dos porciones denominadas hemisferios cerebrales, uno derecho y otro izquierdo, se­parados entre sí por una profunda hendidura denominada hendidura interhemisférica. Internamente en el cerebro, igual que en el resto del encéfalo, se observan unas cavidades denominadas ventrículos por las que circula un líquido denominado líquido cefalorraquídeo, que actúa como "parachoques», puesto que su misión es amorti­guar los golpes que puedan producirse en el cráneo y evitar que se transmitan al cerebro.



MÉDULA ESPINALLa médula se extiende desde el agujero occipital hasta la segunda vértebra lumbar, siendo en total su longitud de unos 45 cm. Termina en una especie de filamento que, por su aspecto,.se denomina cola de caballo. De forma cilíndrica, la médula tiene la apariencia de un cordón nervioso que presenta dos abultamientos: uno superior o engrosamiento cervical que corresponde al origen de los nervios de las extremidades superiores y otro inferior o engrosamiento lumbar que corresponde al origen de los nervios de las extremidades inferiores.

NEURÓNAEn la neurona se observa el cuerpo y unas prolongaciones periféricas de distinta longitud. Las prolongaciones más cortas se denominan dendritas y las otras mucho más largas denominadas axones o cilindroejes. La misión de las neuronas es transmitir los impulsos nerviosos.



CORTE HORIZONTAL DE LA MÉDULA ESPINALEn este corte puede observarse cómo los nervios periféricos están unidos a la médula espinal. Un ner­vio espinal que se puede comparar a un cable con ramificaciones que parten en todas direcciones.
Los nervios aferentes traen información, mientras que los eferentes transmiten órdenes a los músculos. Exis­ten 31 pares de estos "cables» en la médula humana .

SISTEMA NERVIOSO SIMPÁTICO Y PARASIMPÁTICOSistema Nervioso Simpático está representado anatómicamente por las cadenas nerviosas y por los ganglios. Las cadenas están situadas a cada lado de la columna vertebral y se extienden dE' ,..¡'" la primera vértebra cervical a la última sacra. Lo .nglios sim­páticos son de volumen variable, de fvrma muy irre­gular. Su número no coincide con el de los segmentos óseos de la columna vertebral.
Sistema Nervioso Parasimpático no tiene individuali­dad anatómica: sus centros se hallan, unos en el en­céfalo y otros en la región sacra. Al carecer de inde­pendencia anatómica, las fibras, desde los centros encefálicos, se unen a ciertos nervios craneales; los de origen pélvico utilizan el nervío pélvico.

LAS PAREDES CRANEALES Y SUS FUNCIONES SENSITIVAS Y MOTORASSon 12 pares de nervios que nacen del tronco cere­bral, a nivel del cuarto ventrículo, por encima del bulbo y sirven en su mayoría a sentidos especializa­dos de la cara y la cabeza. Su funcionamiento es mixto, es decir, contiene fibras sensitivas y motoras. Los nervios craneales salen del cráneo o entran en él según sean motores, sensitivos o sensoriales y son: ­cuatro pares para los órganos de los sentidos: el nervlo óptico, el nervio olfatorio, el nervio auditivo, el nervio glosofaríngeo(del gusto), el nervio trigémino (sensivilidad de la cabeza y la cara; los tres nervios motores oculares(motor ocular externo, motor ocular común, nervio patético), a los que se debe la motilidad del globo ocular; el nervio facial o de la mímica; el nervio hipogloso, del que depende la motilidad de la lengua; el nervio vago o neumogástrico, que se distri­buye por los siguientes órganos: laringe, faringe, co­razón, pulmones, estómago e hígado, y finalmente el nervio espinal (accesorio del vago).
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada